Warning: Declaration of tie_mega_menu_walker::start_el(&$output, $item, $depth, $args) should be compatible with Walker_Nav_Menu::start_el(&$output, $item, $depth = 0, $args = Array, $id = 0) in /furanet/sites/elamigodelpueblo.com/web/htdocs/wp-content/themes/amigodelpueblo20/functions/theme-functions.php on line 1902
El objetivo Mas-Colell es empezar con 2.000 millones - El Amigo del Pueblo

El objetivo Mas-Colell es empezar con 2.000 millones


Con un techo de déficit impuesto para 2014 del 1% -0,58 décimas inferior al impuesto para el 2013 -, el Gobierno ya prepara la estrategia para presionar Madrid. El consejero de Economía, Andreu Mas-Colell, defendió ayer en Catalunya Ràdio que el Gobierno no podía “dignificar” el déficit “injusto” impuesto para 2013 aprobando unos nuevos presupuestos. Por ello apostó por un debate “calmado” de las cuentas de 2014. Pero lo cierto es que se vislumbra una negociación de alta tensión.

El grueso de los nuevos ingresos que presupuestará el Gobierno en 2014 para evitar más recortes ya la vez cumplir con el 1% del déficit los imputará en Madrid. Fuentes de la negociación consultadas por el ARA sitúan en torno a los 2.000 millones la cifra que el ejecutivo catalán aspira a arrancar de Madrid. La primera de las cuatro ofensivas será para conseguir que el Estado dé marcha atrás en su intención de transferir 500 millones menos en 2014.

La previsión sesgada de Madrid

El gobierno español justifica el recorte en el anticipo que transferirá a la Generalitat en el 2014 por la bajada de la recaudación. Esto, sin embargo, choca con el supuesto cambio de ciclo que hace semanas que anuncia el gobierno de Mariano Rajoy. Y más teniendo en cuenta que ayer se añadía una nueva variable que hace que el argumento “no se aguante”, según las fuentes consultadas: la economía catalana dejó de caer en el segundo trimestre de 2013. Por tanto, los indicadores llevan a pensar en el estancamiento de la recaudación, no en un retroceso.

La segunda batalla para los presupuestos del 2014 será la de la nueva financiación. La Generalitat ha dejado claro que esta vez, inmersa en el proceso hacia la autodeterminación, no piensa liderar esta negociación. Esto no quiere decir, como reconocía el martes el propio Mas, que el Gobierno no “morderá” para lograr “hasta el último céntimo”. Sabe que, de hecho, este es un interés compartido por todas las autonomías, especialmente con Valencia y las Islas Baleares, que están en una situación económica más complicada. La Generalitat quiere que la financiación se aplique con fecha 1 de enero de 2014. Pero, con mayoría absoluta, el gobierno Rajoy tiene la sartén por el mango. En tercer lugar está la reclamación de los 759 millones de la liquidación de la disposición adicional tercera del Estatuto, que ya en 2011 estaba presupuestada pero que ni el gobierno del PSOE, primero, ni el del PP, después, han liquidado nunca.

El ejecutivo aspira también a arrancar del Estado la compensación-como ha hecho con Extremadura, Canarias y Andalucía-por haber bloqueado el impuesto a los depósitos bancarios. Esta medida supondría unos ingresos de 500 millones.

En total, unos 1.800 millones a los que habrá que sumar los recursos de más que puedan llegar por la nueva financiación. A todas estas cifras se sumarán los cerca de 500 millones que, según las previsiones más optimistas, reportarán los nuevos impuestos-el de la banca a ambos-que han acordado CiU y ERC y que entrarán en vigor el 1 de enero. La venta de activos también continuará.

Rubalcaba entiende la denuncia

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, consideró ayer un “error” la prórroga presupuestaria-avalada ayer por la Cámara de Comercio de Barcelona-, aunque se mostró comprensivo con el hecho de que Mas lleve a los tribunales un reparto ” mezquino “del déficit. Por primera vez en este proceso, Rubalcaba concretar su propuesta, que pasa por dar a todas las autonomías el mismo límite de déficit: el 1, 7%.

En el otro extremo se situó el portavoz de economía del PP en el Congreso, el valenciano Vicente Martínez Pujalte. Lejos de buscar la conciliación con la Generalidad, instó al Gobierno a dejarse de prórrogas y coger ejemplo del “buen camino” de Murcia y Valencia, que han acatado el límite. Dos autonomías, pero, con un déficit aún más disparado que el catalán.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*